Profesionales en atención telefónica «Una llamada telefónica puede determinar la primera imagen de tu empresa»

¿Ser el mejor o el menos peor?

El porqué la clase media-baja apoya las reducciones fiscales a los ricos ha dejado de ser un misterio. Economistas y sociólogos estadounidenses parecían haber llegado a la conclusión de que la ilusión a aspirar ser alguna vez igual de rico les hacía condescendientes ante la subida de impuestos a las grandes fortunas.

Pues bien, ya podemos rasgarnos las vestiduras porque por suerte o por desgracia parecen haber llegado a una teoría más contrastada tras varios estudios concluyentes del Pew Research Center que bien podemos aplicar al resto de países occidentales:

Las personas hemos desarrollado una “fobia al último lugar”, es decir, a estar en el último escalón.

El experimento:

Los autores realizaron una serie de experimentos, donde a varios estudiantes se les asignaron aleatoriamente cantidades de dinero separados por un dólar e informaron a todos sobre el restulado de la distribución del dinero. Se les dieron otros 2 dólares, que podrían dar bien a la persona directamente encima o debajo de ellos en la distribución. De acuerdo con la noción de la “fobia al último lugar”, la gente que estaba cercana a la parte económicamente inferior fueron los más propensos a dar el dinero a la persona por que estaba por encima de ellos: es decir, premiar a los “ricos” y asegurarse de que alguien seguía siendo más pobres que ellos mismos . A aquellos que no estaban en riesgo de convertirse en los más pobres no parecía importarle caer un puesto en la escala económica y no se observó una tendencia clara hacia quién daban su dinero extra.
Esta “fobia al último lugar” será comprensible para unos y deleznable para otros pero sin duda alguna, y aplicado a los negocios independientemente de su tamaño, nos viene como anillo al dedo para que cada uno de nosotros haga la siguiente reflexión: ¿preferimos esforzarnos en ser los mejores? o, por el contrario extremo, ¿nos conformaremos con no ser los peores?

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin